1/ 6

Este número es indicativo del riesgo del producto, siendo 1/6 indicativo de menor riesgo y 6/6 de mayor riesgo.

Banco Santander está adscrito al Fondo de Garantía de Depósitos de Entidades de Crédito. Para depósitos en dinero el importe máximo garantizado es de hasta 100.000 euros por depositante en cada entidad de crédito.

Este indicador de riesgo hace referencia a la cuenta corriente Online.

Qué es un MBA: para qué sirve y qué tipos existen

20/09/2023

Comparte en redes sociales:

Cada vez son más las personas que se plantean completar su formación académica con un MBA. Si eres una de ellas y te han surgido dudas sobre requisitos, modalidades o cuál elegir, continúa leyendo, trataremos de despejar todas tus dudas.

Mejora tus perspectivas de carrera con el curso Business for All de Santander Open Academy

¿Qué es un MBA y para qué sirve?

Un MBA es un curso de posgrado enfocado a la administración y dirección de empresas. Surge en las universidades norteamericanas bajo el nombre de Master of Business Administration y de ahí se extiende rápidamente al resto del mundo, especialmente Europa. En España, suele traducirse como máster en administración de empresas, y abarca desde la gestión organizativa de una compañía cualquiera hasta habilidades propias de perfiles directivos como la toma de decisiones, la gestión de equipos o el liderazgo.

Los MBA están pensados para los titulados universitarios que quieren ampliar su formación y desarrollar su carrera profesional en el mundo de los negocios, por lo tanto, son útiles para formar parte de medianas y grandes empresas, sobre todo en puestos de alta dirección, y también para llevar un pequeño negocio familiar.

Se imparten en escuelas de negocio y centros especializados y los programas de estudio están orientados a la formación práctica, por lo que es habitual que los alumnos tengan que enfrentarse a la resolución de casos reales.

¿Qué tipos de Máster MBA existen?

Si te están planteando estudiar un MBA, debes saber que, aunque todas se agrupen en torno a las mismas siglas, existen varias modalidades en función del plan de estudios o de cómo se impartan las clases, por ejemplo. A continuación te explicamos las más habituales.

Tipos de MBA: según el plan de estudios

  • MBA Executive. Dirigidos a profesionales en activo que buscan ampliar su formación. Este tipo de máster exige a los participantes contar con un título universitario y acreditar experiencia en puestos directivos de entre 2 y 5 años. Suelen impartirse a tiempo parcial y ofrecen diferentes posibilidades de horarios.
  • MBA internacional. Parte de las clases o bien de las prácticas se imparten en un país diferente, por lo que es necesario contar con un nivel alto de idiomas.
  • MBA especializados. Se centran en un sector concreto, como, por ejemplo, el marketing, el análisis de datos, la gestión de proyectos, RR.HH…

Tipos de MBA: según el tiempo de dedicación

  • MBA a tiempo completo (full-time MBA). Esta modalidad suele exigir que los alumnos dediquen todo su tiempo al estudio, es decir, no puede compaginarse con un empleo, por lo que la duración es inferior a dos años. Ya desde el inicio se distribuye a los alumnos en grupos de trabajo o cohorts.
  • MBA a tiempo parcial (part-time MBA). En este caso, los alumnos pueden compaginar máster y trabajo. Eso sí, tiene una duración mayor, que puede superar incluso los siete años.

Tipos de MBA: modalidad online o presencial

  • MBA online. Es la alternativa a la que recurren quienes necesitan una mayor flexibilidad tanto en cuestión de horarios como de movilidad geográfica. Los alumnos suelen fijar el ritmo de las clases, ya que en muchos casos estas están grabadas, y lo mismo sucede con la entrega de trabajos.
  • MBA mixto (blended MBA). Combina la modalidad online con la presencial, de manera que los alumnos pueden seguir las clases online pero también deben acudir con cierta periodicidad a sesiones presenciales.
  • MBA sin experiencia laboral. Pensado para quienes acaban de graduarse, no han entrado en el mercado laboral y quieren seguir formándose.

¿Quién puede hacer un MBA?

Los MBA, como estudios de posgrado que son, están dirigidos a personas que cuentan con una titulación universitaria y, en algunos casos, también con experiencia profesional. Ten en cuenta que este tipo de formación especializada, práctica y orientada al mundo de los negocios busca capacitar a los líderes de las organizaciones o sus departamentos clave, por lo que es esencial contar con cierto bagaje que garantice que puedes ocupar un puesto directivo.

En cualquier caso, si te estás planteando realizar un MBA, revisa los requisitos de acceso de la formación concreta que te interesa, ya que cada centro y cada tipo de MBA puede exigir unos diferentes.

¿Qué se estudia en un MBA?

Independientemente de la universidad o el centro en el que se imparta, el objetivo primero de cualquier MBA es ofrecer una visión global del mundo de los negocios. Por esta razón, a pesar de que cada uno cuenta con un plan de estudios diferente en función de su especialización, hay asignaturas o materias que suelen ser comunes:

  • Entorno económico y mercados globales.
  • Finanzas de la empresa.
  • Contabilidad.
  • Dirección estratégica y competencia.
  • Marketing e investigación de mercados.
  • Marketing digital.
  • Recursos humanos.

Otro factor que suelen compartir los programas formativos de los MBA es la importancia de las soft skills, como el liderazgo, la estrategia o la gestión de personas, y la formación práctica encaminada a la resolución de casos reales.

Beneficios de estudiar un MBA

En un escenario laboral tan competitivo como el actual, la formación se convierte, sin duda alguna, en una excelente aliada a la hora de multiplicar el número de oportunidades. Estudiar un MBA garantiza toda una serie de ventajas:

  • Aporta una alta cualificación profesional a los alumnos, que adquieren importantes conocimientos, lo que se convierte en un valor diferencial.
  • A esos conocimientos hay que sumarle también el desarrollo de habilidades como la capacidad de liderazgo, imprescindibles en la gestión de equipos de trabajo o la toma de decisiones.
  • Quienes han cursado un MBA suelen ocupar puestos de relevancia dentro de las organizaciones, por lo que su sueldo es muy superior a la media.
  • Contribuye a crear una importante red de contactos y relaciones profesionales entre personas con intereses similares en el mundo de los negocios.

Requisitos de acceso para estudiar un MBA

Si decides completar tu formación con un MBA, debes tener en cuenta que existe una serie de requisitos habituales para cursarlo, que varían en función del tipo de máster que quieras estudiar:

  • Es necesario haber cursado una carrera o grado universitario y contar con el título correspondiente.
  • Imprescindible tener un nivel alto de inglés, ya que en algunas escuelas de negocios hay que pasar el GMAT (Graduate Management Admission Test), un examen en ese idioma en el que se valoran los conocimientos de los candidatos. En otros centros se somete a los alumnos al TOEFL (Test of English as a Foreign Language).
  • Independientemente de que haya que superar una prueba de acceso o no, es importante tener un buen expediente académico.
  • Necesitas justificar experiencia profesional, mejor si es en puestos directivos. Ten el currículum actualizado y fíjate que incluya información veraz y presente un diseño cuidado. Si necesitas ayuda, aquí encontrarás las claves para hacer un buen currículum.
  • En algunos centros piden una carta de recomendación que puede estar escrita por un superior, un compañero con cargo importante o, incluso, un profesor.
  • Puedes añadir, además, una carta de motivación en la que expliques las razones por las que estás interesado en ese MBA en concreto.

Duración de un máster MBA

La duración de un MBA no está estipulada, varía bastante de unos a otros. Sin embargo, lo habitual es que se imparte en dos años, aunque hay cursos intensivos que duran solo uno.

Por otra parte, los programas a tiempo parcial pueden prolongarse más, dependiendo de la cantidad de materias en las que el alumno se inscriba en cada trimestre o semestre.

Cómo elegir un MBA

Una vez que has tomado la decisión de cursar un MBA, toca evaluar las opciones disponibles, tarea que no siempre resulta fácil teniendo en cuenta la amplia oferta que existe. Hay una serie de factores que debes tener en cuenta:

  • En primer lugar, define objetivos, motivaciones, el tiempo que puedes dedicarle al estudio y con qué presupuesto cuentas.
  • Valora en qué campo quieres especializarte y comprueba programas de estudio para determinar cuáles te aportarán más en ese sentido.
  • En internet existen diferentes rankings y blogs especializados que valoran los MBA más interesantes atendiendo a diferentes criterios. Por ejemplo, la web del diario Financial Times elabora una clasificación anual de los mejores MBA que, además, distingue por modalidad de enseñanza. En el ranking global de 2022, los primeros puestos corresponden a universidades estadounidenses, como la de Pensilvania, Columbia o Harvard, pero también hay centros españoles en el top 50 como el IESE Business School, Esade o IE Business School. Este último figura, además, entre los tres mejores para cursar un MBA online según la misma fuente.
  • Por último, antes de tomar la decisión final, visita los centros de estudio e intenta hablar con sus alumnos para conocer su experiencia.

Diferencia entre MBA y máster

La principal diferencia entre un MBA y un máster reside en el enfoque de la formación: así, mientras que el MBA está pensado para formar en habilidades propias de la gestión de empresas, el máster es un curso de especialización de prácticamente cualquier área, como puede ser la comunicación, la medicina o la informática.

Esto implica una segunda diferencia, y es que el MBA tiende a ser, por lo general, más práctico que un máster, o, al menos, busca que sus alumnos aprendan a resolver los conflictos que se pueden encontrar en el día a día de una compañía.

En resumen, cursar un MBA puede ayudarte a desarrollar tu carrera en el mundo empresarial y mejorar tus condiciones laborales. Si te interesan los negocios, cumples los requisitos y quieres ampliar tu red de contactos, es una opción que merece la pena valorar.