Profesionales nómadas: qué necesitas para ser un nómada digital

28/04/2021

Comparte en redes sociales:

Un nómada digital es aquella persona que utiliza las nuevas tecnologías para trabajar y que no dispone de un lugar de trabajo fijo. Este tipo de profesionales pueden realizar su trabajo desde cualquier sitio que disponga de una conexión de Internet, lo que les permite vivir viajando, de ahí el “nómada” del término.

Más que una profesión, ser nómada digital es un estilo de vida, con sus ventajas y sus inconvenientes. Por una parte, ser un nómada digital te permite ser tu propio jefe, marcarte tus horarios laborales y tus objetivos profesionales o conocer nuevos países y nuevas gentes y mejorar así tu inglés u otros idiomas. Pero por otra, para ser nómada digital necesitarás tener un “colchón financiero” previo o poner primero a funcionar tu negocio para que te dé ingresos antes de empezar a viajar. Y además, no estarás de vacaciones permanentes, sino que, al tiempo que viajas, deberás preocuparte de que tu negocio siga funcionando y generando ingresos.

¿Qué necesitas para ser un nómada digital?

  • Si quieres convertirte en un nómada digital, tienes que pensar, en primer lugar, en una actividad en la que no importe donde estés para realizarla. Así, se adaptan mejor a esta filosofía de vida profesiones relacionadas con las nuevas tecnologías.
  • En cuanto a qué es necesario para ser un nómada digital, es básico disponer de un ordenador portátil y un smartphone, e indispensable, allá donde estés, contar con una buena conexión a Internet. Acudir a espacios de coworking, cafeterías con wifi o trabajar desde tu propia casa se convertirá en tu rutina laboral.
  • Y obviamente, tendrás que planificar dónde quieres viajar y cómo lo harás: algunos optan por transformar una furgoneta en su vivienda sobre ruedas, otros prefieren coger vuelos de una punta a otra del mundo, pero, en todo caso, a lo que sí están obligados los nómadas digitales es a viajar ligero, sin muchas pertenencias que les dificulten esta vida nómada. Tampoco es necesario que lo tengas todo atado como en un paquete vacacional ni que sepas de manera exacta cuánto tiempo te quedarás en cada país. De hecho, para un nómada digital lo esencial es tener la libertad de decidir cuándo y dónde trabajar.

Los avances tecnológicos y las mejoras en la conectividad han permitido que muchas personas puedan realizar su trabajo a distancia, sin tener que acudir a diario a una oficina. Para este tipo de profesionales lo importante no es donde se haga el trabajo, sino el trabajo en sí, cumplir el encargo asignado o la tarea prevista, y esto puede hacerse desde un rincón de trabajo en casa, la terminal de un aeropuerto, el lobby de un hotel, o un chiringuito de playa en la otra esquina del mundo. Lo único que necesitan, además de sus conocimientos, es contar con un ordenador y una buena conexión a la red.

Nómada digital playa

Ventajas e inconvenientes de ser un nómada digital

Ser un profesional nómada es ir más allá del teletrabajo. Es aprovechar los avances del mundo online para poder seguir trabajando mientras viajas y conoces mundo. ¿Cuáles son sus ventajas?

  • Flexibilidad, tanto geográfica como horaria: puedes hacer tu trabajo en cualquier punto del globo y a cualquier hora, sin tener que cumplir un horario estricto.
  • Autonomía para organizarte: puedes pasarte unos días o semanas haciendo turismo y trabajar después varios días sin descanso para cumplir una entrega de un proyecto, o irte a surfear por las mañanas y trabajar en horario de tarde porque es cuando mejor rindes. O conectarte por las noches a Internet porque estás de viaje en Australia y necesitas hacer una videoconferencia con tu empresa en Madrid.
  • Facilita la conciliación de la vida personal y laboral: como ya se ha comentado, tú te ordenas tu horario laboral, adaptándolo a tus necesidades en cada momento.
  • Mayor eficiencia y productividad: trabajas por objetivos, no para cumplir un horario.
  • Aumenta tu creatividad, al no estar atado a un puesto de trabajo fijo dentro de cuatro paredes.
  • Te permite hacer turismo en temporada baja, y por tanto, beneficiarte de precios más bajos a la hora de viajar.

El ser un profesional nómada también tiene sus inconvenientes y no es una alternativa que valga para todo el mundo:

  • Debes tener disciplina y madurez para autoimponerte un horario de trabajo para poder cumplir tus objetivos, ya sean los encargos de tu empresa o los de tu propio negocio.
  • Debes saber desconectar y poner límites para separar tu tiempo de trabajo de tu vida personal.
  • Debes tener capacidad de adaptación a los cambios (nuevas culturas, nuevos idiomas, nuevos hábitos) y a los imprevistos (cancelaciones de vuelos, problemas con la conexión a Internet, etc.)
  • Debes tener en cuenta la logística derivada de los viajes (reservar vuelos cambiar moneda, preparar visados, qué llevar en tu maleta, etc.)
  • Si viajas solo, tendrás que saber sobrellevar los momentos de soledad y aislamiento.

Trabajos para profesionales nómadas

Los trabajos relacionados con la tecnología o que puedes realizar por Internet son los más aptos para un nómada digital, como por ejemplo:

  • Desarrolladores de software
  • Programadores informáticos
  • Diseñadores web
  • Trabajos relacionados con el marketing digital: Community Manager, etc.
  • Profesores online
  • Traductores
  • Consultores
  • Fotógrafos y editores de vídeo
  • Redactores de contenidos para webs
  • Bloggers / Youtubers / Instagramers / Influencers. Crear un blog o abrir un canal de Youtube y dedicarte a él de manera profesional puede ser otra opción para los nómadas digitales, que normalmente trabajan como freelance o han emprendido su propio negocio.

Los profesionales nómadas pueden ser tanto trabajadores freelance como asalariados en plantilla. En todo caso, se requiere formación para adaptarse a los requerimientos de este tipo de trabajo y un cambio de mentalidad, no solo por parte del trabajador, sino también de la empresa que le contrate.

Convertirse en nómada digital no es para todas las personas ni para todas las profesiones pero, como hemos visto con la pandemia con el auge del teletrabajo, seguramente se convertirá en una opción más frecuente en los próximos años. Si te pica el gusanillo sobre esta forma de vida existen portales de empleo como Workew, Remote OK, Freelancer o Jobbatical que reúnen ofertas de teletrabajo y proyectos para freelances y donde podrás ver si alguna de ellas encaja con tu perfil profesional.

¿Aún no tienes claro qué profesión nómada encaja mejor contigo? Anímate a hacer nuestro Test Vocacional Smart Talent Scanner para descubrir tu verdadera vocación.

Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando en esta página, consideramos que aceptas su uso en los términos indicados en la Política de Cookies.